domingo, 2 de agosto de 2015

Volver (al cine) - Paco Huesca García. Alicante. España



 Volver


Paco Huesca García

Programador, cinéfilo, empresario cinematográfico y promotor cultural

Alicante (España)






Cines "Aana"
Médico Pascual Pérez, 44
Alicante
Foto de Francisco Huertas Hernández
25-3-2015


 Les voy a contar una cosita si se me permite. Esta semana atrás me diseñé mi particular semana cinematográfica. Hacía décadas que no hacía semejante cosa. Creo desde el siglo pasado. Sí, desde el siglo XX. Razones, muchas, pero no vienen a cuento.


 Y este ejercicio de ver de lunes a jueves cuatro pelis ha sido una experiencia bonita y, a la vez, un reencuentro con el cine que tanto he amado y que tenía como abandonado, porque había pocas cintas que me apasionaban. Ahora me tienen que tocar la fibra, emocionarme. No quiero perder mi tiempo sentado en una butaca de cine viendo fuegos de artificio en mil dimensiones, para eso hago otras cosas y hay tantas...



Cines "Aana"
Médico Pascual Pérez, 44
Alicante
Puerta de acceso a la sala C
Proyectaban "Calvary", lamentablemente, doblada
Foto de Francisco Huertas Hernández
25-3-2015


 Pero en esta vuelta o rentrée al cine, que queda mas sutil, me he dado cuenta de cuántas cosas han cambiado en esto del cine.

 Como ya me dijo el maestro Berlanga, visionario, el rito del cine ya se estaba perdiendo. Casi no hay cinefilia, ahora toca videofilia. Y como diría mi inolvidable Luis Cuadrado todavía hay cinéfagos que nos damos cuenta que necesitamos alimentarnos de cierto cine y permanecer sentados durante los títulos de crédito.



Cines "Aana"
Médico Pascual Pérez, 44
Alicante
Interior de la sala C y pantalla
Ese día vimos "Calvary"
Foto de Francisco Huertas Hernández
25-3-2015



 Y esa semana lo he hecho con pelis de Bogdanovich, ausente desde hace tantos años, ¿quién no recuerda aquel "The last picture show"?; Cristina Comencini, hija de un maestro italiano inolvidable; retomar a Wim Wenders, que uno conoce muy bien desde "El amigo americano" hasta "Cielo sobre Berlín" y acabar con una fantasía naïf de ese francés llamado Guédiguian. Son como directores de cabecera. Vamos, de los míos.



"She's funny that way" (2014). Peter Bogdanovich



"Latin Lover" (2015). Cristina Comencini



"La sel de la terre" (2014). Win Wenders



"Au fil d'Ariane" (2014). Robert Guédiguian



 Me he encontrado como pez en el agua porque volvía a aquellos años casi dorados de cine no tan lejanos. Siempre hay un pero, todo no es ya igual. Y no me tachen de sentimentaloide que lo soy, ni de mayor que también, ni de eso de cualquier tiempo pasado fue mejor, que no lo sé. No. 

 En el cine se han perdido muchas cosas en el camino. Las siempre odiosas colas, pero que daban vida y tejido a la ciudad que ahora está mortecina. El entrar a una sala y oir música de sala, que no estaba antaño reñida con la SGAE. Ahora reina un silencio sepulcral tétrico. No ver cartelera alguna, ni fotocromo alguno en ellas. Ni la amable sonrisa de una taquillera. Si el cine tenía algo de glamour, ni existe, ni se le espera. Me pueden tachar de ñoño, caduco, anacrónico, antigualla, cascarrabias, obsoleto, anclado, pero no es eso.



Cines "Aana"
Médico Pascual Pérez, 44
Alicante
Taquilla y público
Foto de Francisco Huertas Hernández
25-3-2015



 Creo que todo lo que conlleva una proyección de cine tiene su halo de misterio. Por eso me gustan las salas recoletas donde reina el cine por encima de todo, a ser posible que huela a cine como un día me dijo Marsillach, y no aquellas salas en las que no sé si me encuentro en una terminal de aeropuerto con gentes que portan unos grandes cubos llenos de cosas blancas que desprenden cierto olor.

 Leí el otro día un magnífico comentario de mi buen amigo cinéfilo Francisco Huertas -cosa que veo muy improbable pero es muy bonito- "cuando uno va a morirse toda su vida desfila en forma de imágenes como si de un largo trailer de su existencia se tratara. Es como si Dios, o Billy, da lo mismo, fuese el montador de todo el metraje rodado a lo largo de nuestros días. En esas secuencias se mezclan rostros de personas ausentes, lugares o paraísos perdidos y momentos ya consumidos".

 Todos ellos fueron nuestra propia vida y me gustaría fueran bonitos. El cine es imagen y sonido, también silencio y luces. Por eso cuando vamos a una sala de cine-cine a ver una peli-peli, hágase la luz, empieza la película, empieza la vida.



Proyector "Zenith" 35 mm.



Publicar un comentario