sábado, 8 de marzo de 2014

Recuerdos de Cine: Francisco Huertas Hernández. Alicante (Espagne)



RECUERDOS DE CINE DE LA INFANCIA

Francisco Huertas Hernández
Alicante (Espagne)



  Mis primeros recuerdos del cine proceden de antes de mi nacimiento. Mis padres me contaban cómo eran los cines de París, en los primeros años sesenta. Hablaban con frecuencia de un cine de pantalla gigante, cuya sala tenía varios balcones, y donde se proyectaban largometrajes y documentales en el revolucionario sistema de proyección ruso KinoPanorama. La opulencia de estos edificios configuraba un París, que yo no podía recordar, y en el que los films del oeste se mezclaban con los de Sara Montiel, “Viridiana (película prohibida en España) y los noticiarios que mostraban la pujanza tecnológica de una URSS, a la que la República del presidente Charles de Gaulle se había, insospechadamente, acercado, en su defensa de la independencia francesa frente a los Estados Unidos.

Cinéma Kinopanorama
60 Avenue La Motte-Picquet
Paris
Publicité
"Kinopanorama
Le seul écran géant panoramique d'Europe (200m2)
Dolby Stéréo Magnétique 6 pistes

Cinéma Kinopanorama
60 Avenue La Motte-Picquet
Paris
Entrée Mars 1961

 Cinéma "Gaumont" Kinopanorama. Avenue La Motte Picquet. Grenelle. Paris 

Cinéma Gaumont. Balcons. Environ 1922. Paris


           Système "Kinopanorama": Triple Écran. Paris

 Blanc-Mesnil (Seine- Saint Denis) Île de France
Grand Paris
Carte Postale. 1921
"Meilleurs sohuaites et bonne année pour 1922 à tous les Acquéreurs du Lotissement de la Cité-Jardin de Blanc-Mesnil (Beausejour)
De la part de Monsieur Pierre Coltman. 17, rue Violenne. Paris
Hier: Quand j'habitais Paris J'étais toujours malade et tout mon argent passait chez le Pharmacien
Aujourd'hui: Maintenant que J'habite la Cité-Jardin de Blanc-Mesnil Je ne suis plus jamais malade et avec l'argent que je ne donne plus au Pharmacien Je paye ma Maisonnette"
Yo nací en Blanc-Mesnil

 Blanc-Mesnil (Seine- Saint Denis) Île de France
Grand Paris
Quartier Cité de l'Espace
Années 60
Aquí viví mis primeros años

Blanc-Mesnil. 1965
Este soy yo con mi padre y mi madre


   Años más tarde, en esa memoria porosa y aleatoria de la infancia, surge la imagen del Cine “Ortegade Palencia. Como en una escena onírica de “La noche americana” de François Truffaut, recuerdo ir caminando, a la salida de la escuela, con mi amigo Adolfo, hacia casa. Parábamos delante del cine, y mirábamos, entre las rejas, los fotocromos acartonados, con arrobo, casi como quien mira un tesoro misterioso.

Calle Mayor
Soportales
Palencia 
"La calle soportalada más larga del mundo" decía siempre mi amigo Miguel Ángel
Foto de 1969
Palencia, la mejor Palencia (Facebook)

Cine "Ortega" 
Colón 2
Palencia 
     Cine "Ortega" 
Colón 2
Palencia
Foto de http://inthefashlane.com/palencia-style-north-of-spain-castilla-y-leon/

 Cine "Ortega" 
Colón 2
Palencia

"La nuit américaine" (1973). François Truffaut
Niño roba los fotocromos de la película "Citizen Kane"

"La nuit américaine" (1973). François Truffaut
     Affiches du film "Citizen Kane"

Palencia. 1970
Con mi madre y mi hermano Ricardo en el Salón. Llevo gabardina

Palencia. 1970
Foto del bautizo de mi hermano Ricardo. Esta es nuestra casa en Travesía de Cardenal Cisneros. Esta foto la hizo Roa. Aparecemos mi abuela, Ricardo, mi madre, mi padre y yo


  Quizás la primera película que puedo evocar sea “La bruja novata”. La vi con mi hermano, mis padres y mis tíos en el cine “Carlos III” de Cartagena. Era una producción de Walt Disney, con actores y dibujos animados, que se desarrollaba en Londres durante la Segunda Guerra Mundial. 

 Gran Hotel 
Calle Jara 31
Cartagena
Postal 
Años 60
Muy cerca estaban casi todos los cines de la ciudad: Carlos III (arriba a la izquierda), Mariola (abajo a la izquierda), Principal y Sala Azul (a la derecha, cruzando la calle Mayor), el resto estaban más alejados (Central, Teatro Circo, Maiquez)

Cruce de Puerta de Murcia con calle del Carmen y Santa Florentina
Guardia urbano dirige el tráfico. Hoy es peatonal toda la zona
Podemos ver el letrero "Foto Matrán" a la derecha -calle del Carmen, 2-, donde yo me hacía fotos de carnet
Cartagena 
Años 60

Cine "Carlos III"
Plaza de San Francisco 
Cartagena
VII Semana Internacional de Cine Naval y del Mar. 1978
Era un cine impresionante. Hoy sólo es un sórdido megabazar chino

"Bedknobs and Broomsticks" de Robert Stevenson (1971)
En España se llamó "La bruja novata" y se estrenó el 16 de octubre de 1972. Mi recuerdo es de haberla visto en invierno, quizás Navidades, ese mismo año. 
El cine "Carlos III" era moderno, enorme y bien equipado. Fuimos mis padres, mi hermano, mis tíos Paco y Mari y mis primas Isabelita y Mariló.
Esta película es la primera que se me quedó grabada de las que vi en el cine. Su mezcla de actores reales y dibujos animados, sus colores, su ambientación en el Londres de la Segunda Guerra Mundial y sus canciones. 
Era una imitación de "Mary Poppins". Un producto de Walt Disney para toda la familia.
Su argumento: "La estricta y severa Eglantine Price (Angela Lansbury) es una bruja aficionada que tiene que hacerse cargo, muy a su pesar, de 3 niños que han sido evacuados al pequeño pueblo costero donde ella vive. Juntos deberán luchar contra el invasor alemán, empleando para ello todos los trucos de Eglantine"

"Bedknobs and Broomsticks" de Robert Stevenson (1971)


 Siguiendo mi camino de evocaciones infantiles, llego a mis recuerdos más plenos de lo que hubo de ser el cine, en Cervera. Tendría yo unos 8 años, cuando, con mis padres, iba al cine los fines de semana. Era una sala inmensa y ultramoderna, con sillones rojos. Aquel edificio era legendario, porque en él se representaba la “Passió de Christ” en Semana Santa, con las gentes del pueblo, en una tradición antiquísima de Cataluña.
 Este cine-teatro tiene por nombre “Gran Teatro de la Pasión”. Fue inaugurado en 1967, con un aforo de 2200 espectadores. Tiene una platea en forma semicircular y la boca de escenario (40 metros laterales) más grande de España y la tercera de Europa 


 Cervera (Lleida)
Vista general
Foto de Panoramio Ramón 2011

  Cervera (Lleida)
Claustro de la antigua Universidad
Aquí estudié yo 5º de EGB
Por falta de espacio en el Colegio Público "Jaime Balmes" nos trasladaron a dependencias del enorme edificio de la que fue primera Universidad de Cataluña

Cervera (Lleida)
Arcadas del Claustro de la antigua Universidad
Aquí estudié yo 5º de EGB
Por falta de espacio en el Colegio Público "Jaime Balmes" nos trasladaron a dependencias del enorme edificio de la que fue primera Universidad de Cataluña.
 Mi padre también trabajaba en el mismo edificio, como monitor de un curso de electrónica del PPO (antiguo INEM).

"Gran Teatre de la Passió"
Passeig Balmes 4
Cervera (Lleida)
Un cine que ya no funciona como tal

            "Gran Teatre de la Passió"
Passeig Balmes 4
Cervera (Lleida)
Escenario y butacas
Una vista impresionante

"Gran Teatre de la Passió"
Passeig Balmes 4
Cervera (Lleida)
Escenario y zona de proyección

 Fue allí donde vi, con un entusiasmo mezclado de embeleso, largometrajes como “El puente sobre el río Kwai”, “Ben-Hur”, “West Side Story”, “La isla del fin del mundo”, “Los diez mandamientos” o alguna comedia de Doris Day, cuyo título no recuerdo.
    Jamás en mi vida he vuelto a ver cine como en aquella sala. A mi pequeñez, que amplificaba las dimensiones de la realidad, se unía una escala que ya era gigantesca para los adultos.

"The Bridge on the River Kwai" (1957)David Lean 
Sin lugar a dudas el cine de mi infancia -de mi vida diría hoy- fue el "Gran Teatro-Cine de la Pasión" de Cervera. 
En esa fastuosa sala vi obras maestras como "El puente sobre el río Kwai" con nueve años. La impresión del Cinemascope en Technicolor, la épica visión del gran David Lean, la exaltación de la solidaridad humana, y la música de Malcolm Arnold, son cosas que no se olvidan jamás.

"The Bridge on the River Kwai" (1957)David Lean 
Música de Malcolm Arnold

"Ben-Hur"  (1959)William Wyler
Otra conmoción fue esta magna superproducción de William Wyler, vista en el inmenso "Gran Teatro-Cine de la Pasión" de Cervera. 
Charlton Heston -que luego descubrí como un mediocre actor- se convirtió en mi ídolo cinematográfico.
Sensacional la Banda Sonora con la música del gran Miklós Rózsa

"Ben-Hur"  (1959)William Wyler
Música de Miklós Rózsa

"West Side Story" (1961)Robert Wise 
Repasando la lista de largometrajes que vi en el "Gran Teatro-Cine de la Pasión" de Cervera se observa que era un cine de reposiciones. Pero, ¡qué reposiciones!
El musical de Leonard Bernstein -el "Romeo y Julieta" de los barrios bajos de Nueva York- era más impactante por las canciones y las coreografías que por el argumento 

"West Side Story" (1961)Robert Wise 
Música de Leonard Bernstein
Maria

"Ten Commandments"  (1956). Cecil B. DeMille
Charlton Heston as Moses 
La segunda versión de Cecil B. DeMille, sonora y en Technicolor, fue la más grandiosa superproducción que uno podía contemplar en esos años. Aunque vi esta película en 1973 o 1974, se había rodado unos... ¡veinte años antes!
De nuevo el titánico Charlton Heston, como Moisés, junto a un inolvidable Yul Brynner como Faraón.
La Biblia era conocida por los niños, porque, aparte de estudiarla en clase -en la Enciclopedía Miñón o los libros de texto de Anaya-, existía todo un género cinematográfico que nos ofrecía una imagen hollywoodiense de la Historia Sagrada. Mucho han cambiado los tiempos
Ya en esos días se me quedaba grabada la música: Elmer Bernstein compuso la partitura de esta película

"Ten Commandments"  (1956). Cecil B. DeMille
Música de Elmer Bernstein 


 Pero en mis recuerdos de Cervera también hay sitio para un cine más humilde y más antiguo: el Cine "Casal"
 Este cine fue inaugurado el 12 de julio de 1936, justo la semana antes de empezar la guerra civil. 
 Vivíamos en la Rambla y bajábamos hasta la Plaza de Santa Ana, donde estaba situada esta histórica sala. Allí vi cine religioso: alguna película sobre los milagros de Fátima y Lourdes


Cine "Casal"
Plaça de Santa Anna, 2
Cervera (Lleida)
Foto de Joan Garcia i Ribalta

 Cine "Casal"
Plaça de Santa Anna, 2
Cervera (Lleida)

 Cine "Casal"
Plaça de Santa Anna, 2
Cervera (Lleida)

Cine "Casal"
Plaça de Santa Anna, 2
Cervera (Lleida)
Entrada

Cine "Casal"
Plaça de Santa Anna, 2
Cervera (Lleida)
Vestíbulo y acceso a la sala


"La Señora de Fátima" (1951). Rafael Gil
Estábamos en 1973 o 1974 y este tipo de cine tenía aún una presencia en la sociedad española, cuyo régimen era "nacional-católico". Yo recuerdo vagamente estas películas, que veía con mis padres y mi hermano pequeño alguna tarde de domingo.


"The song of Bernadette" (1943). Henry King


 A continuación llegan recuerdos de los cines “Mery” y “Moderno” de La Unión, a los que iba con mis primas. Allí se alternaban bodrios como Gorgo y Superman se citan en Tokio con largometrajes de Gaby, Fofó, Miliki y Fofito por tierras argentinas, películas de acción de Jean-Paul Belmondo o spaghetti-westerns rodados en Almería.

Calle Mayor
La Unión (Murcia)
Foto de comienzos del siglo XX

Cine "Moderno"
Calle Mayor
La Unión (Murcia)
Foto aportada por Francisco Silvente
Años 60

Cine "Moderno"
Entrada de Preferencia
Febrero 1974
25 pesetas
Calle Mayor
La Unión (Murcia)
Foto de Francisco Silvente

 "Los Padrinos" (1973). Enrique Carreras
Película argentina protagonizada por los Payasos de la tele: Gaby, Fofó, Miliki y Fofito
Unos meses más tarde se instalaron en España definitivamente
Ví este film en el Cine "Moderno" en 1974 en una sesión matinal infantil de domingo. Tenía 10 años, y fui con mi prima Isabelita.


 "Los Padrinos" (1973). Enrique Carreras
Película argentina protagonizada por los Payasos de la tele: Gaby, Fofó, Miliki Fofito
Cartel con la bella actriz Mercedes Carreras, esposa del director

"Los Padrinos" (1973). Enrique Carreras
Película argentina protagonizada por los Payasos de la tele: Gaby, Fofó, Miliki Fofito


 También veíamos las películas en la televisión. Una de las que marcó a mi generación fue el pase televisivo de "King Kong" el jueves 27 de enero de 1972 dentro de un ciclo de cine fantástico.


"King Kong" (1933). Merian C. Cooper, Ernest B. Schoedsack 

 En España teníamos la Primera Cadena (VHF). Los sábados por la tarde (tradición que aún continúa) se proyectaban cintas para toda la familia. Se alternaban las típicas navideñas, que a mí me encantaban, como “La Gran Familia”, “Un millón en la basura”, “Atraco a las tres”, con clásicos del oeste, “Horizontes perdidos”, films de Marisol, Joselito o de Walt Disney.

             "La Gran Familia"  (1962). Fernando Palacios
Esta película fue -y es- una de mis favoritas. Ciertamente era un film de propaganda franquista, con las virtudes de la familia numerosa. Sin embargo, la calidad de los actores y la ambientación en el Madrid de los 60 calaban en el espectador infantil

"Atraco a las tres" (1962). José María Forqué
Parodia de "Rififi" de Jules Dassin. Cine negro a la española con los mejores cómicos. Una encantadora obra maestra que veíamos en la tele los sábados por la tarde

"Un millón en la basura" (1967). José María Forqué
En la imagen: Julia Gutiérrez Caba (Consuelo) -con el dinero en la mano-, José Sacristán, José Luis López Vázquez (Pepe Martínez, el protagonista), Juanjo Menéndez y José Sazatornil
Típica, y magnífica, película navideña, quizás algo sensiblera y reaccionaria, pero muy bien narrada e interpretada. También destaca la música del maestro Antón García Abril a partir de arreglos de villancicos populares. 

"Lost Horizon" (1937). Frank Capra
"Horizontes perdidos" nos descubrió el reino de la eterna juventud: Shangri-La, un valle secreto perdido entre las cimas del Himalaya, al que son llevados los supervivientes de un accidente aéreo, encabezados por el soñador Robert Conway (Ronald Colman), diplomático británico.
Esta utopía budista basada en una novela de James Hilton fue llevada a la pantalla por el genial Frank Capra.
En mi infancia me produjo gran impresión: el contraste entre un mundo violento y ambicioso con la sociedad feliz de Shangri-La, "paraíso recobrado", en el que el hombre con un alma justa era "iniciado", despertaba la fantasía infantil. El filme mezclaba la aventura, los paisajes exóticos, los más nobles anhelos del corazón humano, el ansia de inmortalidad y la felicidad realizada.

  Mención especial merece el programa, creo que presentado por Manuel Martín Ferrand, que comenzó en 1974 con la turbadora “Fahrenheit 451” de François Truffaut, y que proyectó “¡Qué noche la de aquel día!”, Golfus de Roma (curiosamente, ambas de Richard Lester), “Teléfono rojo, volamos hacia Moscú” de Kubrick, y otras, que no pude ver, porque al día siguiente había colegio.

"Fahrenheit 451" (1966). François Truffaut
Basada en la novela de Ray Bradbury, esta cinta de bajo presupuesto rodada en el Reino Unido, en inglés, con la subyugante Julie Christie y el gélido Oskar Werner, por el gran François Truffaut, fue, probablemente, la película que más me conmocionó en la infancia. ¡Un futuro donde los bomberos quemaban libros y perseguían a los lectores! Es increíble, pero la profecía literaria de Bradbury se ha cumplido: las redes sociales e internet, en general, han degradado la palabra hasta extremos inimaginables. 

"A hard day's night" (1964). Richard Lester
Esta película -la primera que filmaron los Beatles- fue emitida el jueves 13 de diciembre de 1973, en su estreno televisivo, y no recuerdo si pude verla entera, porque mis padres me mandaron a dormir. Al día siguiente había colegio: 5º de EGB en el "Jaime Balmes" de Cervera.
Lo único cierto es que sembró la semilla de mi "beatlemanía" posterior. 
Vista muchos años después resulta una cinta fresca y genial. De los Beatles el que mejor interpreta es Ringo -luego desarrolló su carrera cinematográfica en solitario-, que tiene la mejor escena del film, deambulando a la orilla de un canal y en un pub, con momentos hilarantes.
Arriba he cometido un error: el programa de cine no era presentado por Manuel Martín Ferrand

          "Dr. Strangelove, or How I Learned to Stop Worrying and Love the Bomb" (1964). Stanley Kubrick 
Por entonces yo no podía entender este tipo de cine, pero más adelante Kubrick fue uno de mis directores favoritos.
¡Qué importante fue en nuestra infancia ver estas películas clásicas en la televisión para el desarrollo de una sensibilidad estética! ¡Qué pena que hoy ya los niños no vean este cine!

 De esa época es imborrable el recuerdo de la voz carraspeante y entrecortada del gran crítico Alfonso Sánchez. Todos los niños le imitábamos, cuando hacía los comentarios de los estrenos de aquellos años finales del franquismo, tartamudeando y reproduciendo sus giros al hablar.

El crítico cinematográfico Alfonso Sánchez Martínez (1911-1981) en Televisión Española
"Debutó en TVE en 1959 y en los siguientes años se hizo especialmente popular por sus frecuentes apariciones en programas de televisión, presentando siempre sus valoradas críticas de cine: Punto de vista (1963), En Antena (1963), Panorama de Actualidad (1963), Buenas Tardes (1970-1974) o Revista de cine (1976-1979). Su peculiar imagen, siempre con un cigarrillo en la mano, o su tono de voz nasal, lo convirtieron durante años, en el objeto de imitación de numerosos humoristas" (Wikipedia)

"The Hindenburg" (1975). Robert Wise
Cartel español del film "Hindenburg"
La película, del género de "cine de catástrofes", que se puso de moda a mitad de los 70, fue mi preferida por su mezcla de historia y ficción. El final, con el incendio del dirigible alemán en Nueva York, mostraba auténticas imágenes de los noticiarios de la época.
La vi en el desaparecido Cine "Central" de Cartagena a comienzos de 1976 con mis primos Ángel y Juan Ramón

"The Hindenburg" (1975). Robert Wise
Música de la Escena Final

Cine "Central" 
Plaza de la Merced, 3
 Cartagena 
Interior: butacas y escenario

"Bluebeard" ("Barbablu'") (1972). Edward Dmytryk

"Bluebeard" ("Barbablu'") (1972). Edward Dmytryk
 El fin de mi infancia. Fui a ver esta producción italiana con mi padre, probablemente un domingo, en el Cine "Moderno" de La Unión, entre 1975 y 1976. ¡Qué vergüenza sentí con la galería de mujeres de Barba Azul destapadas! Pasar de las películas arriba mencionadas a esto era, no sólo un tránsito de la infancia a la adolescencia, sino de la dictadura a la democracia. Quizás hoy este largometraje no resulte erótico. En ese momento era un "schock"

 No éramos conscientes de que nuestra educación sentimental eran las películas (no sólo las películas, también las canciones, claro). Esas viejas cintas en blanco y negro, que, a veces, estaban llenas de rayas, manchas. Películas censuradas (yo no tenía ni idea), dobladas en un castellano imperial y afectado, o dobladas en, lo que se hacía llamar, Hispanoamérica (Méjico, normalmente), con acentos que nos parecían de lo más normal, sobre todo en las series americanas de dibujos de Hanna Barbera, como Los Picapiedra.

 Las salas de cine inundaban nuestros pueblos y ciudades, porque el cine era el “entretenimiento”. No había centros comerciales, ni videojuegos, ni vídeos, ni redes sociales. La red social era la calle, eran los cines. Los magníficos edificios de los cines fueron cayendo bajo la piqueta, como cantan Eddy Mitchell en La dernière séance y Joan Manuel Serrat en Los fantasmas del Roxy. Luego fueron bancos. Hoy son bazares chinos.

Cine "Carlos III"
Plaza de San Francisco 
Cartagena
Era un cine impresionante. Hoy sólo es un sórdido megabazar chino
Foto de Francisco Huertas Hernández. 17 de abril de 2015



Francisco Huertas Hernández. 8 de marzo de 2014

Publicar un comentario